viernes, 15 de noviembre de 2019

Comer comida basura aumenta el riesgo de deprimirse

|

Hombre comiendo una hamburguesa


Comer comida basura aumenta el riesgo de deprimirse, según un estudio, lo que hace que los médicos den consejos dietéticos rutinarios a los pacientes como parte de su tratamiento para la depresión.


Por el contrario, los que siguen una dieta mediterránea tradicional son mucho menos propensos a desarrollar depresión debido a que el pescado, las frutas, los frutos secos y las verduras que implica la dieta ayudan a proteger contra el problema de salud mental más común de países como España o Gran Bretaña.


Los hallazgos provienen de un análisis realizado por investigadores de Gran Bretaña, España y Australia que examinaron 41 estudios previos sobre la relación entre la dieta y la depresión.


Alimentos que contienen mucha grasa o azúcar, o que alimentos procesados, llevan a la inflamación no sólo del intestino sino de todo el cuerpo, conocida como "inflamación sistémica".



Más sobre la relación entre la alimentación y la salud mental en Pressdigital

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH