viernes, 6 de diciembre de 2019

El Gobierno ve errores en el informe de la ONU sobre los políticos presos y pide recusaciones

|

El Gobierno ha mostrado su malestar por la resolución del Grupo de Trabajo sobre Detenciones Arbitrarias de la ONU, favorable a los políticos presos Oriol Junqueras, Jordi Sànchez y Jordi Cuixart.


Jordis



La portavoz del Gobierno, Isabel Celaá, ha señalado que el informe contiene "errores y distorsiones", además de que que ha habido "conflicto de intereses". 


Celáa se ha manifestado así poco después de que se haya conocido que el presidente de la Generalitat, Quim Torra, ha enviado este viernes una carta al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en la que le exige liberar a los presos soberanistas a través de la Fiscalía General del Estado y la Abogacía del Estado para cumplir el informe del grupo de trabajo sobre Detención Arbitraria de la ONU, que pide la liberación inmediata de Cuixart, Sànchez y Junqueras.


Se trata de un informe polémico, ya que el Gobierno de Pedro Sánchez ha expresado esta semana su malestar por el contenido del documento porque considera que ha habido irregularidades en el procedimiento y pide la recusación de dos miembros de este grupo de Naciones Unidas.


Meritxell Budo Govern


Lo ha anunciado la portavoz del Govern, Meritxell Budó, en una rueda de prensa después de celebrar un Consell Executiu extraordinario, en la que ha afirmado que el Gobierno debe "adoptar las medidas necesarias para la liberación de los presos políticos".


Torra también ha enviado una petición formal a la Fiscalía General del Estado a través del fiscal superior de Catalunya para que promueva en el Tribunal Supremo "la libertad inmediata de todos los presos políticos", y reconozca el derecho de los encarcelados a ser indemnizados y reparados.



El Govern considera que el Supremo debe reconocer el "derecho efectivo a obtener una indemnización y otros tipos de reparación, de conformidad con el derecho internacional", y que esto lo debe promover tanto la Fiscalía como Sánchez.


Budó ha sostenido que la decisión del grupo de trabajo de la ONU concluye que en el caso de los presos soberanistas "se han vulnerado varios artículos de la Declaración Universal de Derechos Humanos", por lo que cree que el Gobierno de Pedro Sánchez está interpelado por este informe y debe actuar para cumplirlo.


"No cumplir es un desistimiento de sus obligaciones que tienen como poderes públicos y en respecto de defensa de los derechos humanos", y ha avisado de que emprenderán todas las acciones legales y políticas necesarias para que el Gobierno cumpla.


Si el Gobierno no atiende a sus peticiones, Budó se ha comprometido a "denunciarlo en todos los sitios" y ha afirmado que el grupo de trabajo de la ONU puede tomar medidas y llevar sus demandas a otros actores de Naciones Unidas, como el Consejo de Derechos Humanos y la Alta Comisionada de los Derechos Humanos.


"Sánchez tiene la obligación de dar respuesta porque, pese a que no hay un régimen sancionador, sí que de alguna manera es vinculante esta decisión del grupo de trabajo. Si Sánchez no contesta, esto no acaba aquí, tiene una continuidad", ha argumentado.


Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH