Rajoy evita hablar de Soria en su reaparición tras la polémica

|


Rajoyalonso2


El presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy, se ha mantenido fiel a su estilo también en esta ocasión. En su primera aparición en público después del caso José Manuel Soria y Banco Mundialno ha hecho ningún tipo de referencia al asunto, cuando hace unos días, en la cumbre mundial del G20, sí defendió la candidatura del exministro de Industria. 


Este miércoles Rajoy, en una conferencia, se ha limitado a ensalzar la figura de otro exministro, el de Sanidad, Alfonso Alonso, candidato al Gobierno vasco al que ha defendido como un servidor público, generoso, con una gestión "de éxito" en todas sus responsabilidades y comprometido.


De Alfonso Alonso ha destacado su entrada en política en los años noventa cuando militar en el PP en el País Vasco era un riesgo por los atentados de ETA. Ha dicho que se comprometió con su partido "para que triunfaran la libertad, la convivencia y la democracia, para que el terrorismo no tuvieran la última palabra". "Esto marca y cualifica a las personas", ha añadido.


El presidente en funciones ha defendido el trabajo de Alfonso Alonso como alcalde de Vitoria, como portavoz del PP en el Congreso de los Diputados y como ministro de Sanidad después. Y también su "generosidad" por dejar la cartera para dedicarse "integramente" a su candidatura en las próximas elecciones vascas del 25 de septiembre.


Su candidatura, ha dicho Rajoy, es el "único contrapeso" al resto de fuerzas, a las que ha descrito sin mencionar: al nacionalismo que "quiere convocar consultas ilegales", a los que prefieren la comodidad de "mirar a otra parte", al populismo con medidas "fracasadas en todo el mundo" y a quienes pretendían tener un candidato "que tras su carrera terrorista busca ahora hacer carrera política".


"Tanto al País Vasco como al conjunto de España les conviene que tenga un peso importante Alfonso Alonso y el PP en el País Vasco. En la actual coyuntura, la unidad y la estabilidad son claves para afianzar la recuperación económica y la creación de empleo. Creo que en el PP hemos demostrado que tenemos la receta para hacer posible el camino en España y Alonso tiene la llave", ha concluido Rajoy.


EL PP DA POR ZANJADA LA POLÉMICA


Soraya Sáenz de Santamaría y Fátima Báñez han seguido la estela de Rajoy y tampoco han respondido a las preguntas por la polémica Soria.


La única que se ha parado para contestar ha sido la titular de Agricultura, Isabel García Tejerina, quien ha reconocido el gesto de Soria de "dar un paso atrás" tras las críticas que su nombramiento estaban suscitando y ha elogiado su "lealtad" al partido.


A su juicio, su retirada era "lo más conveniente para todo el mundo", al igual que hizo cuando renunció a todos los cargos que ocupaba tras admitir que "había errado".


En el PP también han sido muy escuetos y sobre la misma sólo se han pronunciado el vicesecretario sectorial del partido, Javier Maroto, para celebrar la "rectificación" de Soria -"rectificar es de sabios", ha dicho-, y el otrora presidente del Congreso, Jesús Posada, quien considera que la renuncia del exministro ha sido "la mejor solución posible".

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

LO MÁS LEÍDO

logo insolito
AHORA EN LA PORTADA
ECONOMÍA
Leer edición en: CATALÀ | ENGLISH